La primera teniente de alcalde, Carmen Castreño, recoge el testigo durante un encuentro de esta red de ciudades y empresas relacionadas con la industria aeroespacial.

El Foro del Espacio de la Ciudad de Sevilla, que aglutina más de 30 entidades públicas y privadas, pondrá en marcha durante 2019 un extenso programa con más de 50 actividades.

Esta mañana, en Les Mureaux (París), se ha producido el paso de testigo oficial de la Presidencia de la Comunidad de Ciudades Ariane (CVA), que en 2019 recaerá en Sevilla. A este acto ha acudido la primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Sevilla, Carmen Castreño, en representación del alcalde, Juan Espadas.

“Trabajaremos para impulsar todos los objetivos fundacionales de esta red de ciudades, poniendo en valor el peso que el sector espacial tiene para Sevilla. De hecho, el 77 por ciento del total de empresas del sector que operan en Andalucía se localizan en Sevilla”, ha señalado Castreño. La también delegada de Economía, Comercio y Relaciones Institucionales ha llamado a aprovechar la repercusión de esta presidencia para fortalecer el sector aeroespacial local y sus oportunidades empresariales y de empleo.

La Comunidad de Ciudades Ariane se creó en el año 1998 y está formada por una veintena de ciudades y otras empresas europeas vinculadas a la industria aeroespacial. Entre sus objetivos está sensibilizar a la ciudadanía sobre la importancia del sector espacial y los conocimientos desarrollados por la industria aeroespacial.

La CVA trabaja para poner en valor las implicaciones económicas y sociales de los programas de lanzadores europeos y el progreso tecnológico que producen, resaltar la importancia de que Europa tenga acceso independiente al espacio, facilitar la cooperación a largo plazo entre las ciudades de Ariane, sus empresas, las agencias espaciales, los institutos de investigación y diversos organismos educativos, ofrecer programas de carácter técnico, cultural y educativo y promover el papel estratégico de la Guayana Francesa y el Centro Espacial de la Guayana (CSG), el puerto espacial europeo.

En el año 2015 Sevilla presentó su candidatura a presidir la Comunidad de Ciudades Ariane. Esta Presidencia tiene un carácter anual y rotatorio, y en 2019 permitirá a la capital hispalense desarrollar numerosas iniciativas sociales, culturales, técnicas y divulgativas para poner en valor el potencial de la ciudad como gran polo espacial del sur de Europa.

La presidencia la ostentarán conjuntamente el Ayuntamiento de Sevilla y Airbus, con la colaboración del Foro del Espacio de la Ciudad de Sevilla. El Foro se presentó el pasado 3 de octubre durante en la celebración de la Semana Mundial del Espacio. Este foro aglutina más de 30 entidades de muy diversa índole y pondrá en marcha un variado y extenso programa con más de 50 actividades a lo largo del año, siendo 10 de ellas técnicas, 8 culturales, 23 de divulgación científica, 2 de emprendimiento empresarial y 3 de igualdad de género.

La presidencia de la CVA va a permitir al Ayuntamiento de Sevilla mejorar el tejido industrial de su área de influencia y crear conciencia sobre el uso de las tecnologías espaciales en la vida diaria de la ciudadanía. Asimismo, la CVA permitirá atraer inversiones a Sevilla, proyectar internacionalmente su tejido empresarial y captar fondos de proyectos europeos, siendo, además, una oportunidad de incrementar el nivel de conocimiento y de uso de programas europeos altamente estratégicos como Galileo o Copernicus, entre otros.

Inicio de la programación

El programa de actividades comenzará el día 23 de enero de 2019 con el acto oficial presentación de la presidencia en Sevilla, coincidiendo con el II Foro Global de Gobiernos Locales. En este foro, Sevilla, comprometida con los retos globales que marca la Nueva Agenda Urbana de Naciones Unidas 2030, suscrita en Quito (Ecuador) en enero de 2019, quiere aprovechar la presidencia de la CVA, para dar a conocer la asociación en un espacio de encuentro entre gobiernos locales, donde avanzar en el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, implementar la Agenda Urbana de 2030 y hacer efectivo, asimismo, el Acuerdo de París de lucha contra el cambio climático.